La oscuridad toma forma.

Perdido en el bosque, solo reza que las baterias aguanten!

Perdido en el bosque, solo reza que las baterias aguanten!

Miedo. Tener mucho miedo puede ser muy peligroso. La oscuridad, lo que no conocemos y no podemos dar nombre, forma o color, en mi opinión representa al miedo más primitivo, aquel escondido en nuestra mente mas prehistórica. Hoy, les mostrare como un hombre puede luchar, puede elevarse por encima de él y derrotarlo. Todo con una linterna y unas cuantas armas. Mira que la gente de Nueva York siempre esta entrenada para este tipo de cosas. Que nuestro protagonista sea un escritor es lo de menos.

Tener un bloqueo de escritor es muy fácil. En lo personal, lo tengo todo el tiempo. Alan Wake, nuestro protagonista, lo sufre también. Después de terminar su última novela, y matar a su principal protagonista en el serial criminal que le hizo famoso, Wake tiene dos años bloqueado. La fama, puede pesar mucho, especialmente luego de un gran éxito. El miedo al fracaso, a no poder repetir la fórmula del éxito, es cada vez más grande.

Alentado por su esposa Alice, van de vacaciones al pequeño pueblo de Bright Falls, en el Noroeste americano. Un sitio idílico, con su mítica cabaña, su lago y el gran bosque. Alejados de la civilización, Alice espera que su esposo recupere la inspiración, y la presencia de un novedoso centro de terapia para artistas cerca del pueblo puede que no sea una coincidencia.

Pero no tendríamos juego si estuviéramos luchando contra un bloqueo de escritor, ¿verdad? En este mundo de los videojuegos, el final feliz se tiene que ganar luchando, casi siempre de forma violenta. Las vacaciones, el sitio elegido, la fecha… Nada es coincidencia. El pueblo ha llamado a Wake, algo que ha dormido por tanto tiempo allí lo necesita. Quiere su mente para escapar de su celda, y traerlo de nuevo al mundo. Y hará lo que sea para conseguir al gran escritor, al parecer uno de tantos seres que puede conjurar una historia que lo libere. Empieza por tomar a su esposa, que tiene un terror a la oscuridad. Aquí, la oscuridad tiene forma y la única arma que la puede combatir es la luz. Y armas semiautomáticas, claro está.

La luz nos ciega, pero no solo a nosotros.

La luz nos ciega, pero no solo a nosotros.

Formulado como un thriller psicológico, con influencias del cine de misterio y de terror, Alan Wake es un gran ejemplo de narrativa episódica (cada capítulo ofrece un resumen de la historia anterior y siguiente, con sus respectivos cliffhangers) y un magistral uso de la luz. Podemos apreciar escenas muy bien montadas, donde guiamos a Wake a través del bosque, minas y cabañas en búsqueda de respuestas. ¿Quién tomo a su esposa? ¿Por qué todo el pueblo parece abandonado? ¿Por qué seres envueltos en sombras lo persiguen con hachas y un apetito voraz? Homenajes a Twin Peaks, The Shinning y The Twilight Zone hacen de la experiencia todo un viaje.

¡Aqui viene Johnny!

¡Aqui viene Johnny! (pics de hoy de deadendthrills.com)

El gran maestro del terror, Stephen King (citado varias veces por el mismo Alan Wake) dice que lo mejor que puede hacer un escritor para mejorar es escribir. Todo el tiempo. Quizás con el tiempo hasta yo pueda mejorar y darle un poco más de brillo a estos artículos. Como una nota final, puede conseguir Alan Wake (edición especial + DLCs) por medio de este link a un precio francamente irrisorio (solo por esta semana). Si tiene una PC capaz de manejarlo, se hace usted un gran favor al comprarlo y experimentarlo. A ver si aparte de mis dotes de curador aficionado, ¡tengo el de vendedor!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s