Esquina Indie: Don´t Starve.

Pelear por comida... a eso he llegado.

Pelear por comida… a eso he llegado.

Sobrevivir. Suena complicado, ¿no? Qué tal si tenemos que sobrevivir en un mundo hostil, lleno de monstruos, mientras que debemos combatir no solo a los elementos (la nieve, la lluvia) sino también controlarnos a nosotros mismos (el hambre y la locura). El tráiler (uno de tantos) debajo:

Don’t Starve es un juego de sobrevivencia. Concebido únicamente bajo ese concepto, quizás no suene muy interesante. Pero si añadimos el sistema que genera un mundo aleatorio en cada jugada, y la cantidad de infinitas estrategias para sobrevivir, se convierte en un juego con posibilidades. ¿Seremos nómadas cazadores? ¿O trataremos de establecer una base, mientras sembramos nuestra comida? ¿Construiremos un hogar, o nos mantendremos siempre en movimiento? La multitud de situaciones que se pueden presentar puede hacer que cambie su estrategia para sobrevivir. Adaptarse es la clave. Poder evaluar la situación en la que nos encontramos y actuar. Y quien dijo que no podríamos aprender nada de los videojuegos.

Cada día debemos defendernos de la oscuridad, que en este juego literalmente mata. Cada día debemos comer, debemos recolectar recursos para seguir adelante, construir herramientas y estructuras que nos ayuden o nos protejan. Debemos aprender a construir, probar nuevas cosas.  Con un arte y diseño divertidamente similar al estilo de Tim Burton en títulos como The Nightmare before Christmas (1993), Frankenweenie (2012) y The Corpse Bride (2005), el juego encierra conceptos interesantes, con el factor de poder revisitarlo con una nueva estrategia en una nueva oportunidad.

Las arañas... estan en todos lados!

Las arañas… estan en todos lados!

Debo confesar que aún no soy bueno sobreviviendo. El juego presenta una interface simple, que fomenta el descubrimiento de estrategias para superar obstáculos. Inicialmente pensé en hacer trampas para capturar animales pequeños para comer, pero olvide poner carnadas. Luego pensé en establecer una base y fui atacado por un árbol gigante que aparentemente era inmune al fuego. Me volví loco excavando tumbas y tuve que luchar literalmente contra mis pesadillas. Construí una base de operaciones y diseñe herramientas hechas de oro sólido. Mi record son doce días. A veces muero de hambre, a veces me ataca un Santa Claus diabólico y ocasionalmente convivo con cerdos que se convierten en monstruos con la luna llena. Todo en un día de sobrevivir.

Ser rey de los bufalos. No sabia que era posible!

Ser rey de los bufalos. No sabia que era posible!

Cuando la industria se vuelve un asunto de millones de dólares, las ideas nuevas, extrañas y pioneras generalmente serán eliminadas. Lo nuevo, normalmente no es fomentado. Después de todo, lo nuevo siempre es tomar un riesgo. Esta esquina independiente tratara de mostrarles ideas frescas. Ideas que no siempre son perfectas, bien sea en su conceptualización, o en su aplicación, pero siempre son apreciadas. Aquí les dejo el link de su sitio oficial, con sus opciones de compra.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s